Cochabamba, 22 de agosto (Red País) 

La empresa constructora Covarco presentó denuncia formal a la fiscalía anticorrupción de Cochabamba en contra del alcalde de Quillacollo Eduardo Mérida Balderrama por una ilegal anulación de contrato de asfaltado de la avenida Elías Meneses, vía que comunica con el pueblo colonial de El Paso.

Los abogados de la empresa, Tito Rodríguez y Benito Rojas, en el memorial presentado a la fiscalía anticorrupción el pasado 8 de agosto, tras consideraciones y antecedentes, interpusieron denuncia formal por la presunta comisión de los delitos de Resoluciones contraria a la Constitución, Incumplimiento de deberes e Incumplimiento de Contrato. Los mencionados delitos están previstos y sancionados por los artículos 153, 154 y 222 modificado por la Ley Marcelo Quiroga Santa Cruz.

Asimismo solicitan que una vez admitida la denuncia, se elaboren las diligencias y se presente imputación formal solicitando la aplicación de medidas cautelares. Las sanciones previstas para los tres delitos señalados, determinan de cinco a 10 años de privación de libertad.

CITACIÓN MINISTERIO PÚBLICO

ANTECEDENTES: La querella entre los antecedentes de la presente denuncia, sostiene que el 23 de noviembre de 2015, el alcalde Eduardo Mérida Balderrama firma contrato por excepción Nº EMH 002/2015 con la empresa Covarco SRL para la "Construcción pavimento flexible de la avenida Elías Meneses, tramo El Paso".

Para la ejecución del proyecto la empresa Covarco garantiza la correcta y fiel ejecución de la obra con la boleta de garantía Nº GB-026978-0300 del 12 de noviembre de 2015 por Bs 750.000 emitido por el Banco Bisa SA con fecha de vencimiento del 9 de julio de 2016.

Asimismo, señala que la construcción de la obra es de Bs 10.973.243,41, que debían ser pagados según planillas de avances aprobados por ambas partes.

Según le denuncia, pese al fiel cumplimiento de todas las cláusulas del contrato y haber demostrado solvencia técnica y financiera por parte de la Empresa, el avance de obras hasta antes de la ilegal como unilateral rescisión de contrato alcanzó a más del 50%.

UN CALVARIO: Sostienen también que el alcalde Mérida junto a sus técnicos, desde un inicio mostró su enfado con la empresa por razones desconocidas y haciendo circular rumores contrarios al prestigio de la empresa Covarco y la calidad de las obras.

"Jamás nos imaginamos que la ejecución del pavimento flexible de la avenida Elías Meneses significaría vivir un calvario por las permanentes acciones delincuenciales y sabotajes de los técnicos y el propio alcalde Mérida. Comenzaron con acoso laboral; ocultar maliciosamente por semanas el libro de órdenes con el fin de que se venza el plazo de la entrega de obra; llamadas de atención sin fundamento; sustracción y pérdida de la planilla de avance Nº 1 para procesar el pago presentado en marzo de 2016 e incumplimiento de pago parcial por más de tres meses de presentado la planilla de avance Nº 1. Asimismo, se constató la falta de recursos para la ejecución del proyecto; observación al monto de la boleta de garantía de cumplimiento de contrato y rechazo a la segunda boleta de garantía de complementación de monto; ilegal anulación de contrato por parte del Alcalde; ejecución malintencionada de la boleta de garantía, no obstante de estar observado y rechazado por la entidad contratante", afirma el memorial de denuncia.

Por otra parte, se identifica a los fiscales de obra: Ronald Vergara, Gaby Reque y Luz Serrano como los autores permanentes de acoso laboral, pues no entregaron los planos del proyecto y el espacio liberado para la ejecución de obra.

Lo más graves de todo, según los abogados de Covarco, es la revelación de que el alcalde Mérida, no aseguró recursos para la ejecución del proyecto de asfaltado lo que constituye una grave delito penado por el artículo 154 tipificado como Incumplimiento de deberes.

"Por no admitir su error, es que comienza a inventarse una serie de acciones tendentes a que la empresa deje la obra, y al no hacerlo buscaron maliciosamente causales para la anulación del contrato, que lo hicieron recientemente de manera ilegal y unilateral a través del Decreto edil Nº 029/16 firmado por el alcalde Mérida", señala la denuncia.

SOSPECHOSO: Para finalizar la lista de abusos e ilegalidades, según los abogados de Covarco, el alcalde Mérida invita por excepción a la empresa Acrópolis para hacerse cargo de la obra, desconociendo un acuerdo transaccional.

Afirmaron que la resolución de contrato jamás fue comunicada oficialmente a los representantes de la empresa Covarco, lo que constituye otro delito que debe ser investigado y sancionado.

A la fecha los trabajos de asfaltado son ejecutados por la empresa Acrópolis, sin que se haya concluido la actual querella en contra del alcalde Mérida por los delitos señalados, lo que podría obligar a una paralización de obras con graves perjuicios para los beneficiarios.