Suspensión de viaje de Peña Nieto ahonda crisis política entre México y EEUU

Ciudad de México, 27 de enero (ANF).-

La decisión del presidente mexicano Enrique Peña Nieto de no viajar a EEUU a entrevistarse con su colega estadounidense Donald Trump ahonda la crisis política que viven ambos países desde que el 20 de enero asumió el poder el magnate estadounidense.


La decisión también deja en el aire el futuro de las negociaciones del Tratado de Libre Comercio para América del Norte, tras las declaraciones de Trump de acusar a México de ser el que más se ha beneficiado, en detrimento del empleo en EEUU.

La decisión de Peña Nieto ocurre después de que Trump, quien la víspera firmó la orden ejecutiva para autorizar la construcción de un muro en la frontera con México, señaló este jueves en su cuenta de Twitter que "si México no está dispuesto a pagar por el muro, entonces sería mejor cancelar la próxima reunión".

En un mensaje emitido desde la Residencia Oficial de Los Pinos, Peña Nieto lamentó y reprobó la decisión de Estados Unidos de aprobar la construcción de esta barrera que, indicó, desde hace años, "lejos de unirnos, nos divide".

El presidente mexicano se limitó a reprobar la construcción del muro fronterizo e insistió en que de ningún modo el país pagará por su construcción, pero mantuvo su predisposición para futuros encuentros.

En México, las voces de protesta empezaron a multiplicarse en semanas recientes y el primero en pedir que se suspendiese la reunión, prevista para el martes próximo, fue el "líder moral" de la izquierda mexicana y excandidato presidencial, Cuauhtémoc Cárdenas.

"Es un insulto e instala un clima de enfrentamiento en la apertura de las conversaciones. Peña Nieto debería cancelar su viaje. México no puede vivir bajo esta amenaza permanente. Es inaceptable", señaló el excanciller Jorge Castañeda.

La suspensión del encuentro abrió una crisis nunca antes vista en la historia bilateral y de consecuencias imprevisibles, pero que ya comenzó a tener efecto en la golpeada economía mexicana.

Por lo pronto la Bolsa Mexicana de Valores se desplomó en la jornada un 1,66% tras desencadenarse la crisis y el peso volvió a hundirse al pasar de 21 por dólar a 21,73.

/ANF/