Alcalde Mérida asegura que no hay sustento para suspenderlo

Martes, 16 Mayo, 2017(ERBOL)
El alcalde municipal de Quillacollo Eduardo Mérida, aseguró este lunes que no existe argumento legal para ser suspendido de sus funciones por la acusación formal evacuada por la Fiscalía de Cochabamba, a raíz del caso de presunta falsificación de una certificación militar, porque la figura de suspensión fue derogada por una sentencia del Tribunal Constitucional.

Explicó que el Tribunal dispuso que cualquier autoridad municipal sea suspendida por el Concejo Municipal, únicamente cuando exista sentencia ejecutoriada y no a simple acusación formal del Ministerio Público, tal como ocurría hasta antes.

Una comisión de fiscales se pronunció por la acusación formal porque Mérida adulteró de manera premedita el Certificado Especial N° 372/06 que substituye a la Libreta de Servicio Militar de Redención N° 047564. Con ese documento se inscribió ante el Tribunal Departamental Electoral como candidato a alcalde de Quillacollo por el Frente Para la Victoria.

El abogado denunciante, Gilmar Terrazas, dijo que si bien fueron derogados tres artículos de la Ley Marco de Autonomía y Descentralización, subsiste artículo 239, numeral I y II de la Ley 026 de Régimen Electoral, donde señala que el juzgamiento de los delitos tipificados por la presente ley y Código Penal, corresponde a la justicia penal ordinaria.

El parágrafo II del mencionado artículo, indica que "si la persona denunciada fuera funcionaria pública se dispondrá la suspensión temporal de sus funciones al momento de la acusación formal del Ministerio Público". Terrazas considera que el Tribunal Departamental debe actuar de oficio y suspender la credencial de alcalde electo.

Sin embargo Mérida aseguró que la acusación es política porque nunca falsificó nada" y lo que presentó fue una certificación expedida por el Ejército a solicitud suya y deslindó responsabilidad sobre la presunta falsificación que se habría hecho dentro del Ejército.

Dijo tener una Libreta de Redención del año 1997, la misma que tenía extraviada cuando decidió participar de las elecciones y por eso solicitó una Certificación a través de un memorial que también lo extravió. Dicha Libreta de Redención habría aparecido después de haber ganado las elecciones.

Consultado si pidió al Ejército una copia del memorial de solicitud de Certificación, manifestó que tampoco existe registro, pero en todo caso ahora cuenta con una libreta legal.

El alcalde cree que el Ministerio Público se ha prestado a la instrumentalización para que los políticos opositores a su administración, puedan asestar un "golpe municipal". La autoridad aseguró que de todas maneras se presentará al juicio por los supuestos delitos de falsedad material y uso de instrumento falsificado.